El balance de Río 2016

Finalizo la trigésimo primera edición de los Juegos Olímpicos Modernos, más conocidos como Rio 2016. Hagamos un repaso del trabajo de la delegación…

Argentina finalizo 27 en el medallero, entre 87 que ganaron alguna medalla, de un total de 206 Comités Olímpicos Nacionales (no todos son países) con tres medallas de oro y una de plata, producto de los primeros puestos del Hockey Masculino, la embarcación de la clase Nacra 17- integrada por Santiago Lange y Cecilia Carranza-, la judoca Paula Pareto en su categoría de hasta 48 kg y el segundo lugar que logro Juan Martin Del Potro en el Singles Masculino de Tenis. ¿Cómo deberían tomarse todo esto como balance?

En cuanto a los fríos números, Argentina igualó su mejor producción histórica de medallas de oro con tres, hecho que no ocurría desde Londres 1948, y a su vez, alcanzó nuevamente la posición 27. Un logró solo conseguido en el medallero de Roma 1960 (desde entonces, la mejor posición para el país). Se lograron 11 diplomas (puestos del 4 al 8) contra 10 de Londres 2012 y se alcanzó la partidad en  cantidad de medallas (en referencia al último juego olímpico).

Con estos datos, uno debería decir que sin duda se mejoró la performance general de nuestra delegación; pero si vamos más allá, existen otros indicios que indicarían que habría cierto estancamiento: en este ciclo olímpico se contó con la imprescindible ayuda económica del ENARD en la preparación previa a los Juegos y, al menos en cantidad, los resultados fueron muy parecidos.

Por otro lado, las cuatro medallas fueron obtenidas por atletas formados previamente al mencionado ente: el Hockey masculino contó con la base que ganó el Mundial Juvenil 2005, Paula Pareto participa desde hace varios años atrás de campeonatos internacionales de Judo y fue bronce en los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, Santiago Lange tuvo su primera participación en Seúl 88 y Cecilia Carranza contaba con 2 Juegos Olímpicos anteriores en la clase Laser Radial. En cuanto a Juan Martin Del Potro existe poco para decir: es un deportista profesional y el estado nacional no tuvo que ver con su formación.

Con todo esto uno podría decir que el ENARD no potenció de la manera esperada a nuestra delegación en Rio 2016. Son elocuentes las enardpalabras de Gerardo Werthein (Presidente del Comité Olímpico Argentino) que esperaba más de 6 medallas en esta última cita olímpica. En lo personal, me pareció siempre una cifra desmesurada y carente de sustento en la realidad; esperaba una actuación de entre tres y seis medallas (máximo absoluto)… finalmente fueron cuatro. En definitiva, fue una buena actuación general de nuestra delegación, aunque muy similar a lo hecho en Londres 2012. Sin presencia importante en los deportes que más medallas otorgan: Atletismo (48 doradas), Natación (34), Ciclismo y Lucha (18 cada uno) y Tiro y Pesas (15 cada uno).

 

Rio quedo atrás y comienza un nuevo ciclo olímpico rumbo a Tokyo 2020. Las próximas paradas, a las que deberemos prestar atención para ver latokio2020 evolución de nuestro deporte olímpico, son dos Juegos Sudamericanos: el de la Juventud 2017  (se celebrarán en Santiago de Chile) y los del 2018 (en Cochabamba, Bolivia); hay que tener en cuenta- además- a los Juegos Olímpicos de la Juventud 2018 en Buenos Aires, para el que se realizó una inédita búsqueda de talentos en todo el país y para todos los deportes olímpicos. Será una gran oportunidad para observar a las nuevas futuras figuras del deporte argentino.

Rodrigo Orlandi

Rodrigo Orlandi

Abogado. Creador y administrador de la página de Facebook Polideportivo Argentino. Área: deportes ólimpicos y amateur.

También te puede interesar...

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.